viernes, 30 de septiembre de 2016

Islandia Día 2 : Recorrido desde Selfoss hasta Vik


Desde Selfoss hasta Vik en Islandia

En esta segunda etapa en Islandia comenzaba la vuelta a la isla y nuestros primeros km por la Ring Road. Tocaba ver preciosas cascadas, caminamos por un glaciar y vimos las bonitas playas negras cercanas a Vik, todo eso acompañados de un impresionante paisaje. Empieza una etapa en la que a cada kilómetro hay una sorpresa, una zona de Islandia que te deja sin palabras ¿Queréis conocer nuestra ruta?

Me despierto en nuestra primera granja islandesa, calentita con mi nórdico, y lo primero que hice fue mirar por la ventana ¿hay nubes? ¿llueve? tenía miedo a que se repitiera un clima como el día anterior de lluvia finita y viento, pero la verdad no veía nada pues estaba todo el cristal empañado del contraste de temperatura ¡menudo frío habrá hecho fuera! Y es que según la aplicación del tiempo habrán rondado los 0ºC.

Pero sí, hubo suerte y tuvimos uno de los mejores días del viaje, un cielo azul y sol radiante que incluso tuvimos que dejar los abrigos en el coche!! 

Después de un rico desayuno, con mermeladas, galletas y demás dulces caseros de los propios dueños que estaban buenísimos, comenzamos nuestro segundo día en Islandia.

El primer día en Islandia había puesto el listón muy alto, pues comenzar recorriendo el Círculo Dorado dónde se visitan algunos de los lugares más importantes pues es ponérselo difícil. 
Pero qué equivocados estábamos... lo mejor estaba por llegar ^-^!!

La ruta de hoy no era especialmente cargada de km aunque si nos esperaban un grupo de visitas muy interesantes y de las que tenía muchísima ilusión puesta. Hoy veríamos algunos de los must que deben hacerse en una ruta por Islandia.

Nosotros nos tomamos las cosas con calma, así que veréis un día en cierto modo relajado y quizás otras personas consigan añadir más visitas, pero desde nuestro punto de vista el día quedo perfecto.

¿Queréis seguir nuestra ruta? Pues aquí os dejamos los detalles de este día 2 en Islandia.


Seguimos por la Ring Road o carretera 1 sorprendiéndonos con el paisaje y sin dejar de hacer fotos. ¡Qué bonito!



Por cierto, creo que no hemos hablado de los animales que hay en la isla... sí, sí las ovejas y los caballos. Bueno de las ovejas ya hablaré con más detalle en las próximas entradas pues tuvimos un bonito encuentro con una de ellas ¿sabías que hay más de 600.000 ovejas?

Y los caballos... ¡qué preciosidad! además son muy simpáticos y se acercan a la gente para tocarlos y acariciarlos. Estos caballos entre caballo-poni son típicos de la isla y los tienen en tan alta consideración que si un caballo sale de la isla es muy difícil volver a conseguir qué entre, se trata sobre todo de conservar la raza intacta y sin enfermedades.



Y bueno ahora sí nos toca la ruta de hoy con las recomendaciones de visitas. Las que os vamos a nombrar se hacen tranquilamente en un día y sin agobios, pudiendo disfrutar del entorno. Además sería una de las etapas con menos kilómetros.





(1) Nuestra primera parada sería en Seljalandsfoss, una cascada que se puede bordear y verla desde dentro:



Este nombre, Seljalandsfoss, tan maravilloso islandés pertenece a una de las cascadas más visitadas de la isla. Su peculiaridad es que se puede pasar por un caminito y ver la cascada desde dentro haciendo un recorrido circular.



Su caída es de 60 metros y no es para nada caudalosa, pero eso sí, al dar la vuelta por detrás terminaréis duchados! (es super recomendable hacerlo pues es muy bonito) así que mejor llevar impermeable. Yo sufrí muchísimo por mi cámara pues se mojó mucho.

Por supuesto es muy turística, nosotros debimos llegar en hora punta y para dar la vuelta a la cascada había que ir en fila india... aún así es impresionante e imprescindible!

(2) Muy cerca de la cascada anterior, sin mover el coche ni nada y simplemente andando por un sendero unos 5 min se llega a una preciosidad de cascada, se trata Gljúfrafoss:




Esta cascada está escondida entre las rocas y para pasar hay que ir saltando un poco entre las piedras e intentando no meter los pies de lleno en el río. ¿Lo conseguí? más o menos... jajaja menos mal que llevaba todo mi kit de impermeabilidad puesto ^-^.

Había muy poca gente, y menos mal, porque para saltar de piedra en piedra hay que tomarse su tiempo.

Es impresionante y la verdad una pena que no pude hacer fotos decentes porque se me mojó mucho la cámara y sufría más por la cámara que otra cosa.

(3) Mirador al volcán Eyjafjallajökull




El mirador está indicado en la misma carretera Ring Road. 

Hay un centro de interpretación, al que no pasamos, y luego unos carteles en el lado izquierdo de la carretera 1 (dirección Vik) con fotos de cómo se encontraba todo lleno de nubes de ceniza. La granja que veis en la foto anterior ni aparece en la foto que tienen expuesta al estar tapada por toda la ceniza!

Es una parada curiosa sobre todo por que todo el mundo lo conocemos.

(4) Vayamos a otro de los grandes de Islandia, la cascada Skogafoss. Al encontrarte delante de ella te quedas totalmente momificado!




Tiene 60 metros de caída y 25 de anchura. 

No se si decir que es una de las cascadas que más me gustaron, pero desde luego cuando la vimos nos quedamos impresionados ambos. 

Ya desde la carretera, antes del desvío, se puede ver la preciosidad de cascada y ya vas con la emoción de aparcar rápido el coche y llegar a ella.

LLegamos en un momento con cielo azul, Sol, todo el campo verde brillando de la cantidad de vapor que expulsa. 

Es muy bonita!



Se puede subir por unas escaleras, bueno son más de 400 escalones!!, para llegar a un mirador. Y como soy de subir a todo, ahí que me voy yo solita para arriba... y si lo llego a saber no subo. Las vistas desde arriba a la cascada no son muy buenas, a parte que da vértigo. Merece la pena por la vista de los alrededores pero si subes hasta la mitad también se ven.



Otra cosa es que se quiera hacer la famosa ruta de trekking de Landmannalaugar, en ese caso si que hay que subir los escalones pues empieza justo desde ahí. Dicen que es una de las rutas más bonitas del mundo, atravesando paisajes de ensueño y de una duración de 4 o 5 días!!! Es cierto que se puede hacer una pequeña ruta de unas horas para ver un poco de que va el tema... pero lo teníamos descartado por falta de tiempo. En caso de querer hacerlo deberíamos haber dedicado 1 día al menos a esta ruta y haber añadido un día más a nuestra ruta por Islandia.


(5) La cascada escondida llamada Knernufoss




Muy cerca de la anterior cascada - fuimos andando unos 30 minutos ida - se encuentra una cascada muy desconocida... y tan desconocida, pues solamente estamos nosotros y otras dos personas con unos equipos fotográficos impresionantes.

Cerca del Museo de Skogafoss hay una escalera por la que te cuelas a una zona vallada. Desde ahí se intuye hacía donde está cascada, está escondida como en una especie de cañón.


Podríamos decir que fue uno de esos lugares mágicos del viaje.

También tengo que advertir que no es apta para todo el mundo - yo soy un poco miedosa - pero para llegar se va andando por un sendero que tiene de ancho lo justo de tu pie y tuvimos que subir por unas laderas y piedras en los que me veía directa al río. En la foto anterior se ve a la derecha un trozo de sendero, que por cierto va ascendiendo y hay que atravesar unas rocas...

Pero como digo, seguramente para los aficionados al senderismo sea un paseo pero por ejemplo personas como yo que vamos muy pero que muy de vez en cuando o personas más mayores no aficionados al trekking pues quizás no es fácil.

(6) Y por fin nuestro primer glaciar, llegamos hasta la lengua Mýrdalsjökull. Fue para nosotros uno de los momentazos del viaje.





Para llegar desde la Ring Road hay que tomar la el camino 221 hasta el final dónde se llegará a un parking y una caseta de información, cabinas de servicios etc.

Desde ahí por un sendero nos fuimos aproximando hasta el glaciar, nuestro primer glaciar!!! yujuuuu



Hay una señal indicando que no se debería pasar más de cierto punto pues estaríais caminando por un glaciar. Yo ignoré la señal porque iba totalmente perdida haciendo fotos y mi pareja obvió decirme nada para seguir avanzando un poco más - había gente que cruzaba y gente que se quedaba -. Pero desde aquí aviso que la recomendación "oficial" es no avanzar desde que aparece el cartelito.



Nosotros avanzamos hasta el límite en el que ya si que ves que no es prudente seguir y además vuelve haber otro cartel recordando que es peligroso mucho más amenazador que el anterior- en vez de azul este segundo cartel te lo ponen en rojo y naranja intenso!-. En realidad creo que hasta este segundo punto se puede ir más o menos traquilo... pero claro vas con miedo pensando que en realidad estas caminando por trozos de hielo cubiertos de tierra.

Vimos placas enormes de hielo, estábamos caminando sobre ellas!! y algunas se derretían por que se veía caer gotitas. Fue impresionante!!




Desde aquí salen excursiones para andar por el glaciar con expertos - y única manera aconsejable -, iríais preparados con cascos y crampones. Se puede pedir información en la caseta al lado del parking, aunque en temporada alta es mejor llevarlo reservado con antelación. Con esta excursión si que podrías pasar más allá del punto desde el que nosotros nos quedamos - justo a la entrada del bloque enorme de hielo -. Y desde a lo lejos pudimos ver un poco en que consistiría la excursión cómo podéis ver en la foto de la portada. Debe ser una pasada!! eso... barato lo que se dice barato no es, pues ronda los 80-90 euros por persona!!


(7) ¿Un poco de playa y mar? llegamos a los últimos puntos de nuestro recorrido de hoy, se trata de Dyrhólaey, Reynisfjara y Vík í Mýrdal




Aquí fuimos un poco vagos y la pereza nos pudo, así que descartamos visitar de cerca Dyrhólaey - es un arco de piedra justo al lado de un acantilado y además se puede visitar un faro - Vimos la desviación por la carretera pero decidimos ir directamente a Reynisfjara - playa negra - ya que desde allí y con el buen tiempo que hacía también se podía ver desde lejos el arco.



Llegamos a Reynisfjara y aquello estaba a tope de gente, con el buen tiempo mucha gente había aprovechado para ir a comer y pasar un buen rato ahí. Aún así la playa es enorme y alejándote un poquito estábamos solos.

Esta playa la llaman negra, aunque no es de arena si no de piedras negras volcánicas. La verdad es bonita. Además tiene cómo encanto unos extractos de basalto con columnas verticales que nos recordó a la Calzada del Gigante en Irlanda en la que estuvimos el año anterior.

Después de pasar un buen rato allí, decidimos llegar a Vik

Este trozo de carretera Ring Road es muy bonito pues es una subida enorme de manera que luego tienes muy buenas vistas.

Vik son cuatro casas... bueno dos calles con casas, pero por alguna razón es referencia en todos los viajes y todo el mundo termina parando en la N1 que tiene junto a la carretera. 

En Vik se puede visitar su playa de arena negra y lo más bonito es subir hasta su iglesia y ver las vistas desde ahí - se puede subir un poco más hasta el cementerio situado un poco más arriba de la Iglesia -. Desde ahí se ven perfectamente los tres trolls qué fueron convertidos en roca debido a que fueron sorprendidos con los primeros rayos del amanecer.





Fin del Día 2 en Islandia

Con estas visitas dimos por terminado nuestro día. 

Cuando preparábamos el viaje queríamos haber dormido en Vik (o cerca) pero estaba todo completo a 1 mes y pico antes. Así que, dónde encontramos alojamiento fue en Skogafoss - la cascada de la que hemos hablado en el punto 4 -. 

Así que tuvimos que retroceder unos kilómetros que al principio nos pareció una faena, pero cuando llegamos allí cambiamos de opinión. Ya habían desaparecido toda la oleada de turistas y solamente quedaban la gente que nos alojaríamos allí. Fue una pasada!! - hay camping justo al lado de la cascada, un par de hoteles y getshouse - Estábamos casi solos viendo la cascada con un silencio impresionante. 

En España cuando vas al campo y guardas silencio siempre escuchas pájaros, grillos o cualquier tipo de ruidito pues bien en Islandia no se escucha nada de nada, quizás a algún caballo o oveja pero nada destacable. Es silencio absoluto excepto el estruendo de la cascada!

Así que estar ahí hasta que fue noche cerrada con la esperanza de ver auroras - no fue así :( - y luego volver casi con la luz del móvil hasta nuestro hotel hizo que los km de retroceso desde Vik se nos olvidaran al instante.



El día siguiente sería uno de esos duros pues tenemos unos 300 km por delante y las paradas más impresionantes - y populares - de la isla... ¡qué ganas! pero eso os lo contamos en la próxima entrada.



SI QUERÉIS LEER OTRA ETAPA DE NUESTRO VIAJE POR ISLANDIA AQUÍ OS DEJAMOS TODA LA RUTA:


Día 1 : Círculo Dorado y dormimos en Selfoss

Día 2 : Recorrido desde Selfoss hasta Vik pero retrocedimos para dormir en Skógafoss

Día 4 : Recorrimos los fiordos del Este y dormimos en una bonita cabaña en Egilsstadir

Día 8 : Reikiavik

Día 9 : Vuelta a casa



Publicar un comentario

Bienvenidos a Preparar Maletas, blog de viajes


¡Hola! si has llegado aquí seguro que te gusta viajar o estás preparando un viaje y quieres buscar ideas :-)
Aquí te contamos las rutas por el Mundo que hacemos por libre. El objetivo es ayudarte y darte todas las ideas y consejos necesarios para la organización de tu viaje. Por supuesto, cualquier duda estamos encantados de ayudarte y ahora toca ...
¡Preparar Maletas!

Síguenos en:

            

Rutas por España, provincias y alrededores

Viajes por el Mundo

Dublín es una ciudad perfecta para una escapada ¡No te la pierdas!

Si estás preparando un viaje por Europa, te proponemos : Siena

¿Tienes planes para el finde? ¿Qué tal una ruta por pueblos de Burgos?

El norte de España siempre es un acierto ¿te apetece Cantabria?