lunes, 25 de septiembre de 2017

Cruzar Botsuana en coche por el desierto de Kalahari


Botsuana en coche de alquiler

En esta entrada queremos hablar de nuestro paso por Botsuana. Es cierto que fue de paso pues la atravesamos de punta a punta en coche y lo que vivimos fue pequeños pueblos, carretera, desierto y animales sueltos, pero la cantidad de sensaciones y emociones que nos transmitió hacen inevitable que contemos esta etapa de nuestro viaje a África. Aquí está nuestras impresiones al cruzar Botsuana en coche por el desierto de Kalahari.

Botsuana es uno de los países más estables de África, la recomendación principal del ministerio de exteriores se centra sobre todo en los peligros de la carretera por los animales sueltos y el sentido básico común en las ciudades,  pero esto último es algo que se aplica a cualquier parte del Mundo.

La ruta por África en coche que habíamos organizado nos llevaba a atravesar Botsuana para ir de Sudáfrica a Namibia (y luego vuelta por el mismo camino).

El desierto de Kalahari es un enorme terreno situado entre Namibia, Sudáfrica y Botsuana, siendo este último el que recibe la mayor parte. Es decir, el 70% de la superficie de Botsuana está ocupada por el desierto de Kalahari. Tiene una superficie total de unos 700.000 km2, en la siguiente imagen la zona azul clarita sería la zona aproximada del Kalahari y en una línea roja he pintado la carretera por la que atravesaríamos Botsuana.

desierto kalahari map

En el centro de Botsuana hay una gran Reserva de caza, se la conoce con el nombre de Reserva de caza del Kalahari central y es la segunda más grande del Mundo. 

Si miramos un mapa de Botsuana la reserva sería lo que hay pintado en el centro del país de color verde (verde por ser reserva natural que su color predominante es amarillo y marrón, pues es un terreno seco, de matorrales y arbustos).

Pues bien, si ves el mapa, Botsuana cuenta con una carretera circular rodeando toda esa zona central del Kalahari. La zona Este es la más poblada, el Norte es dónde están los parques naturales y la que más turismo recibe, y el Oeste diría que es la parte más pobre y más desértica. Pues bien, nosotros recorrimos esta última zona.


En esta zona de Botsuana del desierto de Kalahari los habitantes principales son los bosquimanos (los San), no viven en los escasos pueblos que veremos sino que son pueblos nómadas y suelen moverse por el Kalahari, con sus rebaños y sus productos de la tierra.

En 1980 en algunas partes del Kalahari se descubrieron diamantes, la consecuencia fue expulsar a la gente que estaba por esa zona a otras partes y parcelar trozos. Por ejemplo Jwaneng es un pueblo que atravesamos en la ruta por la A2 y tanto a la entrada cómo a la salida había una escultura con un diamante. Este pueblo se creó cerca de una mina y es totalmente distinto al resto que veríamos, se le ve nuevo, con casas modernas y está como amurallado - pensamos que sería para que no se metan animales pero quizás sea por seguridad -.

En nuestro viaje en coche teníamos que cruzar Botsuana por la A2 desde un paso fronterizo hasta el siguiente.

En total son unos 770 km que tuvimos que recorrer dos veces (ida y vuelta) así que terminamos conduciendo más de 1500 km por tierras de Botsuana y aunque no sea una zona turística no podemos evitar escribir esta etapa en el blog. 

Creemos ( o al menos nuestra forma de pensar) es que no solamente hay que visitar los lugares turísticos si no también es muy enriquecedor ver "otras" zonas y por eso para nosotros este trayecto tenía un peso importante en el viaje y escribirlo en el blog es imprescindible pues forma parte de nosotros y de nuestro viaje.


Entramos a Botsuana en coche desde Sudáfrica por la Pioneer's Gate (está al sur de Gaborone)



Ya os contaremos en otra entrada los detalles y los trámites de los pasos fronterizos. Pero simplemente decir aquí que la diferencia entre la frontera Sudafricana y la Botsuana es realmente notable. La de Sudáfrica es muy bonita, moderna, con senderos y plantas. La de Botsuana es un edificio cutre.

Justo nada más pasar a Botsuana hay una gasolinera Shell. Nos acercamos pero un chico nos dice que no tienen combustible y que la gasolinera más cercana se encuentra en Kanye (en realidad en Lobatse también gasolineras pero por nuestra ruta no nos venía del todo mal esperar a Kanye).


Kanye fue nuestro primer pueblo africano negro



Paramos en Kanye en la primera gasolinera que vimos. Fuimos una atracción. Digamos que en la gasolinera a parte de trabajadores había bastante gente y nos dio la sensación que van ahí a pasar el día, digamos que estaban sentados por las aceras y vendiendo cosas. Por supuesto eran de raza negra, estamos en África y aquí los que estamos fuera de lugar somos nosotros, y claro llegamos unos blancos, turistas y éramos novedad. 

Aquí vivimos el primer "How are you?" del viaje. Este "¿cómo estás? o ¿Qué tal el día?" se repite siempre sin excepción vayas dónde vayas. Pues así empezó la conversación en la gasolinera. ¡Qué diferente a otros sitos que hemos visitado en los que nadie te habla! Aquí si, te miran fijamente hasta que sonríes y les dices hola, de otra forma no están tranquilos. Nos preguntaron de dónde éramos, si nos estaba gustando, que si el fútbol y el Real Madrid y aquí ya que estábamos preguntamos si había baño. Y sí, había, un cuarto muy sucio con un agujero en el suelo jajaja.

En el centro de Kanye hay un centro comercial. Bueno llamarlo centro comercial puede confundir esperando algo a lo que estamos acostumbrados por aquí por Europa, pero digamos que es un conjunto de comercios y tiendas y mucha, muchísima vida. Por aquí pasaba gente por todos lados, coches por todos lados, estábamos alucinados.

Paramos aquí para ir al supermercado, teníamos que comprar provisiones, y de nuevo recibíamos muchas miradas. Pero eran miradas de curiosidad, lo único que querían es que les devuelvas la mirada y les sonrías. Así mujer tras mujer y niños y niñas pequeños diciéndonos hola y sonrisas.

En el supermercado uno de los pasillos estaba únicamente dedicado a la venta de harina, sacos enormes, así que te puedes imaginar. Eso sí, había de todo, compramos zumos, galletas, embutidos, agua, fruta... y para nosotros a un precio muy barato, lo que no tengo claro es que sea así para la gente que vive ahí.

Justo al lado del "centro comercial" hay una especie de estación de autobuses. Es algo así como furgonetas compartidas o no sabría muy bien cómo explicarlo. El tema es que eso estaba a tope de gente. Quizás dependa del momento en el que pases. A la ida coincidió que era Domingo al medio día, pero para la vuelta que decidimos parar de nuevo, era Miércoles y había que ir con mil ojos para no atropellar a nadie.

Este fue nuestro primer contacto con un pueblo. Kanye era una mezcla arquitectónica, es decir, tenía casas y edificios en buen estado y cómo los que puedes imaginar por Europa y luego al lado casas cubo de ladrillo gris, chocillas, caminos asfaltados y otros sin asfaltar, por supuesto sin aceras. Había gasolineras modernas y otras no tanto. Es una mezcla y nuestro primer shock de alucinar pues cómo digo fue nuestro primer contacto en Botsuana.

A la vuelta a Sudáfrica aprovechamos para repostar aquí gasolina (por cierto gasolina 93 jajaja) y de nuevo destacar la simpatía con la te reciben. Fue en otra diferente a la de ida, pero de nuevo el trato es similar, simpatía, curiosidad y una sensación muy diferente a la que habíamos vivido hasta ahora en otros viajes. Esta sensación nos acompaña durante toda nuestra estancia en África. Cuando paras en una gasolinera te limpian los cristales, te miran los neumáticos, te preguntan la ruta y todo sin esperan absolutamente nada a cambio. Pensamos que quizás les pagan por comisión, porque lo que nos ocurría en cada gasolinera es que si había 3 o 4 chicos, todos nos llamaban para ir a su zona.


Trayecto de 320 km desde Kanye hasta Kang



Kang sería nuestro punto para dormir (tanto a la ida cómo a la vuelta). Nuestro punto para domir y el de la mayoría de la gente que haga este trayecto pues digamos que los únicos establecimientos "tourists friendly" los que hay por esta ruta.

Kang está en un punto estratégico, justo a la mitad de camino entre una frontera y otra. Además de contar con una gasolinera y restaurante que tanto se echan en falta en este trayecto (repostar sí o sí en Kang).

Desde Kanye hasta Kang fue el primer contacto real por carretera con Botsuana. 

Nos encontramos con una carretera de un carril pero en un perfecto estado. Es ancha, tiene arcén amplio y la mayor parte del tiempo son largas rectas infinitas. Hay algunos tramitos con agujeros pero nada grave.

El tema aquí no es la carretera en sí, si no la vida alrededor de la carretera. 

Y cuando hablo de vida es que por aquí hay vacas, burros, caballos, suricatos, avestruces, animales muertos en descomposición, pájaros de muchos tipos y preciosos de los que nunca antes habíamos visto, roedores y todos deciden que dónde mejor se come es en el borde de la carretera. Y además deciden que cruzarla o pararse a descansar en ella pues que también está bien.

animales carretera botsuana

burros en Botsuana

Así que os podéis imaginar el estado de alerta que llevas hasta que te acostumbras a la situación. Sobre todo a última hora de la tarde había muchísimos animales.

Cuando llegamos a Kang la primera vez estaba atardeciendo y se ve que todas las vacas del pueblo decidieron salir a la carretera y no podíamos ni avanzar jajaja. Además no pienses que se asustan al ver un coche noooooo, ahí se quedan, te miran, y siguen con su tranquilad si es que deciden moverse!! 

Y si a los animales en las carreteras le añadimos personas ya si que te aseguro que las largas rectas son necesarias. 

Hay personas haciendo auto stop, simplemente paseando por allí, simplemente sentadas a ver que pasa, vendiendo cosas, unos vendían unas bebidas raras, incluso dónde menos te lo esperas aparece alguien que te preguntas cómo habrá llegado hasta ahí si el último pueblo lo pasamos hace kilómetros - quizás tiene un poblado por el interior del desierto de Kalahari ¿será un bosquimano? -.

Con todo este show por carretera es cuando las recomendaciones del Ministerio de Asuntos Exteriores toma sentido, y la principal tanto en Botsuana cómo en Nambia es evitar conducir de noche. Esto es por la gran cantidad de animales que hay sueltos por ahí.


Cómo curiosidad en Kang os diremos que el primer día nos contaron que habían estado prácticamente toda la mañana sin luz (y por tanto sin wifi). Así en un principio pensamos que nos estaban exagerando con la escusa de que en realidad no hay wifi jajaja... La verdad es que a la vuelta vivimos en directo los famosos cortes de luz, en el tiempo que estuvimos por la tarde antes de irnos a dormir se fue la luz dos veces!


Desde Kang hasta el desvío de la A3



Sería 225 km de desierto puro hasta que la A2 pone rumbo hasta Namibia y aparece la A3 hasta Ghanzi (ya más al norte de Botsuana). 

Cuando hablo de desierto puro no me refiero a dunas de arena, no no, había arena, y pequeñas plantas o matorrales, pero eso es todo. No hay pueblos, al menos visibles por la carretera pues de vez en cuando sigue apareciendo alguien por la carretera que no sabes de dónde sale, pero es un tramo de trayecto en soledad. Casi sin coches, te cruzas alguno de vez en cuando y también de vez en cuando adelantas un camión.

Para mi, este es el tramo que a nivel psicológico más me afectó pues no teníamos cobertura móvil, y aunque la carretera está en muy buen estado, no puedes evitar pensar que si te pasa algo ahí, cómo un problema mecánico con el coche, que habría que hacer, imagino que esperar y esperar... A la vuelta cómo ya sabía lo que había pues fue un tramo normal, pero a la ida y prácticamente recién aterrizado en África creeme que impacta. Si me estás leyendo y has estado en otros países africanos menos avanzados, quizás del centro del continente, pensarás "vaaaa eso no es nada, imagínate que ni siquiera estuviera asfaltada!!!" bueno algo así vivimos en Nambia jajaja. Pero sí, lo entiendo, no hay que olvidar que dentro de África los países de Sudáfrica, Botsuana y Namibia son de los más amigables para hacer por libre. Bueno, con cuidado con Sudáfrica que no es tan así.

Por este trayecto vimos muchas ruedas de coches pinchadas o más bien explotadas. No sabemos el tiempo que llevarían ahí, quizás meses jajaja, pero ahí estaban. Con algunas hacían pequeñas "esculturas" por llamarlo de alguna manera y otras eran quizás columpios, imagino que esas personas que no sabes cómo han llegado aquí en realidad viven por ahí.

Botsuana en coche


Último tramo de la A2 dirección Namibia


Queda algo más de 200 km y aquí ya aparecen poblaciones.

Poblaciones que al ser las primeras que vemos te dejan un poco impresionado. No se parece en nada a Kanye. Son casitas con lo mínimo, un cuadrado con una puerta, ventana y tejado. Algunas podríamos decir chabolas y en cambio otras se veían casas normales. Una mezcla muy rara y muchísimo más despoblado que Kanye.

Aquí si que había de nuevo gente por la carretera sobre todo haciendo auto stop. La mayoría se agrupaban en las paradas de autobuses y se ponían ahí a mover el brazo cuando pasábamos - me daba pena porque a saber cuanto tiempo tendrán que esperar a que pase por ahí un autobús -.

Todos estos pueblos por los que pasábamos sus "calles" eran caminos de tierra, además las casas parecía cómo que estuvieran construidas al azar por lo que no estoy realmente segura de que hubiera calles.

Mientras que prácticamente todo el tramo de carretera de Botsuana que llevamos hasta ahora la velocidad máxima es 120 km/h, en este último trozo la velocidad baja en muchísimos tramos a 80 km/h e incluso a 60 km/h. Esto es precisamente por los pueblos. Pues bien, esos límites de velocidad hay que cumplirlos a raja tabla y no vale que cuando veas un 60 vayas bajando no no! si pone un 60 desde el mismísimo 60 tiene que ser clavado y esto lo aprendimos a lo bruto. Digo a lo bruto porque ahí, detrás de un árbol, escondido bajo su sombra había un señor con un trípode. Ese trípode resultó ser un rádar y ese señor un policía de tráfico y sí, allí había un 60 que pasamos a 80 km/h! y en medio del desierto de Kalahari empezando la primera población recibimos un regalo. Multaza por velocidad en Botsuana!

Llegada a Mamuno Border Control 



Pues del estilo a la frontera con Sudáfrica llegamos a la frontera de Botsuana con Namibia, tocaba hacer de nuevo trámites y aquí vivimos cómo de estrictos se toman las normas (no fue nada con nosotros si no con uno que iba delante nuestro que le plantaron una multa por saltarse un stop en la frontera! he de decir que la tenía merecida, pues no es que se saltará el stop despacito sino que iba con mucha prisa, y además era el stop de salida del país!!). 

Tanto a la ida cómo a la vuelta las personas que nos atendieron fueron agradables con nosotros y no tuvimos ningún tipo de problema con ninguna de las fronteras que cruzamos. En Namibia fueron mucho más simpáticos, nos preguntaron si nos había gustado su país y que tuviéramos buen viaje de vuelta a España.

Las dos fronteras que cruzamos (dos veces cada una) son fronteras en principio fáciles. Digamos que un turista no debería tener ningún tipo de problema y tampoco hay los agobiadores (o no se como llamarlos) que se acoplan en otras fronteras. Además tampoco se consideran fronteras corruptas ni muchísimo menos.




Esta fue nuestra experiencia de cruzar Botsuana en coche, cómo ves mucho tiempo en el  coche, carretera y poco parque natural de safari - el safari es la imagen que todos tenemos en un viaje de este estilo jajaja -. 

Por este trayecto no vimos turistas, alguna vez nos cruzábamos algún 4x4 que podrían serlo pero vamos muy muy poco, quizás el punto dónde ya sí que cambia es el tramo que ya estaríamos en la frontera con Nambia pues es muy normal combinar ambos países, pero lo que es el trayecto desde la frontera de Sudáfrica hasta Ghanzi pues nada de nada.

vacas en la carretera Botsuana

Nuestra sensación es que encontramos un país más pobre de lo que pensábamos, imagino que esto cambia en las zonas turísticas o al menos el turista se llevará otra impresión dónde habrá lodges y establecimientos preparados. Seguramente la zona norte y este del país den otra imagen pues son las zonas más pobladas y preparadas.

Pero lo que vimos por esta carretera cruzando el desierto de Kalahari nos dejó un poco cómo un nudo en el estómago y a la vez nos sentíamos felices por haberlo podido ver... 

Desde luego no tiene nada que ver con países del centro de África, eso tiene que ser mega impactante, si ya me impactó esto desde luego no estoy preparada en este momento para visitar países así. Aquí al final todos aparentemente parecen tener casa, comida, animales, trabajo, hay luz, hay agua, no me quiero imaginar cómo tiene que ser lugares en los que eso ni exista.

Nosotros en Europa estamos acostumbrados a unas comodidades impresionantes y que consideramos normales. Cuando llegué aquí y había momentos que ni siquiera tenía cobertura móvil te das cuenta lo muy dependiente que eres de todo. Había tele pero creo recordar que 3 canales y Sudafricanos, las carreteras estaban en perfecto estado, pero había muchísimos obstáculos de animales y muchísima gente andando por ellas. En estos pueblos no hay cines, no hay teatros, las peluquerías eran sillas en la calle y para lavar el coche tenían también puestos con cubos. Sin embargo, la sonrisa que llevan los niños que están jugando al lado de las carreteras, muchos nos decían adiós con las manos, las dicharacheras mujeres que van a las compras o la simpatía con la que nos trataba todo el mundo hacen que te preguntes muchísimas cosas y si el ritmo tan ajetreado que llevamos realmente nos dará la felicidad.

No se, es una sensación extraña, pero una de las cosas que queríamos ver en este viaje era el cambio entre países y lo estábamos viendo. Alquilar el coche en Sudáfrica y cruzar Botsuana en coche sin tener objetivos turísticos ni de parques naturales puede parecer una pérdida de tiempo o algo que realmente no aporte, para nosotros esto formaba parte del viaje y lo vivimos con la misma emoción que cuando estábamos en Etosha. Creemos que viajar no solamente es ir con la cámara de fotos a un sitio y dejarte la tarjeta de memoria llena, viajar también son largas horas de carretera viendo un país, es ver realmente el día a día de una ciudad, es ver cómo funciona el transporte público o simplemente pasar a un supermercado y ver que productos se venden.

Esta ruta por Botsuana en coche es algo que nunca olvidaremos, las larguísimas horas cruzando el desierto del Kalahari descubriendo un nuevo mundo a nuestro alrededor nos demostraron, y a gritos, porqué nos gusta viajar 😉!


Publicar un comentario

Bienvenidos a Preparar Maletas, blog de viajes


¡Hola! si has llegado aquí seguro que te gusta viajar o estás preparando un viaje y quieres buscar ideas :-)
Aquí te contamos las rutas por el Mundo que hacemos por libre. El objetivo es ayudarte y darte todas las ideas y consejos necesarios para la organización de tu viaje. Por supuesto, cualquier duda estamos encantados de ayudarte y ahora toca ...
¡Preparar Maletas!

Síguenos en:

            

Rutas por España, provincias y alrededores

Viajes por el Mundo

Dublín es una ciudad perfecta para una escapada ¡No te la pierdas!

Si estás preparando un viaje por Europa, te proponemos : Siena

¿Tienes planes para el finde? ¿Qué tal una ruta por pueblos de Burgos?

El norte de España siempre es un acierto ¿te apetece Cantabria?