lunes, 15 de enero de 2018

Qué ver y hacer en Frankfurt en 1 día


Vista aérea de Frankfurt

La ciudad alemana de Frankfurt es mundialmente conocida y también un referente financiero Europeo, pero por lo que no es tan conocida es por sus atractivos turísticos. Es cierto que a grandes rasgos puede parecer una ciudad de poco interés, sobre todo orientada al mundo laboral, y con pocos atractivos turísticos. Es verdad, a mi me lo parece, pero tiene unos cuantos lugares que si tu destino viajero te lleva a la ciudad no están mal para dar un paseo. Por eso, aquí te queremos contar qué hacer o qué ver si cuentas con 1 día libre en Frankfurt.

Hay que reconocer que visitar Frankfurt no entra en la lista de las principales ciudades turísticas de Europa y ni siquiera de Alemania, hay ciudades y rutas mucho más interesantes y bonitas para hacer en Alemania, sin ir más lejos posiblemente la zona de la selva negra sea uno de los lugares más visitados del país y por cierto, precioso, para volver una y otra vez. El viaje original era una ruta en tren por Baviera pero en Frankfurt estaban unos familiares, de manera que la ciudad quedó incluida en el itinerario final.

No llevaba muchas expectativas "turísticas" con Frankfurt pero he de reconocer que tampoco me disgustó. Los puntos para visitar en el centro histórico de Frankfurt se recorren perfectamente en 1 día, aunque eso sí, ir en un viaje expresamente para ello cómo que no lo recomendaría, diría que si estás de ruta por la zona y dispones de un día, o tienes una escala en el aeropuerto o algo similar, entonces si que es una buena opción dedicarle unas horas a la ciudad, ir sólo por turismo pues te diría antes Múnich, Núremberg o Berlín (por poner algunos ejemplos).

Creo que en gran parte que me gustara Frankfurt se debió a la compañía, al tener familiares allí que conocen perfectamente la ciudad y además siendo mitad alemanes-mitad españoles pues aprendes costumbres y curiosidades locales que no conoces de otra forma. Por ejemplo, fueron 2 días pero solo 1 fuimos al centro de Frankfurt el otro lo dedicamos a conocer rutinas diarias y entre ellas estuvimos en un colegio infantil, nos enseñaron dónde dejan los zapatos al entrar y las aulas jejeje, los alrededores de Frankfurt, y visitas del estilo.

He estado bastantes veces en Frankfurt, pero de turismo cómo tal solo un fin de semana, el resto de veces ha sido para visitas por pueblos cercanos o por motivos de trabajo en los que tampoco te da tiempo a mucho.




Ya aviso que las fotos no van a ser muy buenas, ese es el principal motivo por el que esta entrada la he ido retrasando y retrasando, pero pensando que quizás nunca tenga unas fotos decentes de Frankfurt, he decido publicar ya de una vez esta entrada y en su momento la actualizaré.

El motivo de las fotos tan malas es que me quedé sin batería en la cámara y las tuve que hacer con el móvil (mi móvil de aquel entonces era de escasa calidad fotográfica y anocheciendo pues ya ni servía para nada 😢 ).






Llegada a Frankfurt, aeropuerto y estación central de trenes


La organización de este viaje fue un poco rara, el vuelo fue a Frankfurt ida/vuelta, pero desde el aeropuerto tomamos un tren express a Múnich para empezar la ruta por el sur de Alemania. Para la vuelta a Frankfurt volvimos a coger un tren de Múnich a la estación central de Frankfurt (en el centro de la ciudad).

Voy a dejar algunos consejos o comentarios de estos dos puntos (aeropuerto o estación de trenes) de llegada a la ciudad:


Aeropuerto Internacional de Frankfurt

Lo normal es llegar a Frankfurt en avión. El Aeropuerto Internacional de Frankfurt es uno de los más importantes de Europa y de los que más tráfico aéreo recibe. Esto se traduce a que es enorme. No sé, pero es uno de los aeropuertos que más agobio me produce, aunque luego una vez tienes el mapa de las terminales en la cabeza no es tan complicado, pero así de primeras intimida. Tiene sólo 2 terminales que están conectadas con un tren (muy chulo) o con buses (ambos gratuitos).

En el móvil llevo instalada la app oficial de aeropuerto de Frankfurt, a mi me parece muy útil y la recomiendo. Lleva información actualizada de los vuelos, las puertas de embarque, mapas de las terminales...

El aeropuerto cuenta con una estación de trenes. Hay trenes regionales que te llevan a pueblos cercanos o por ejemplo al centro de Frankfurt, pero también hay trenes de larga distancia (y express tipo AVE) que te conectan con por ejemplo Bruselas o París.

También hay terminal de autobuses, aunque en esto tengo que decir que siempre me parece un poco confuso, algunos buses para los pueblos cercanos se cogen con andenes en la calle, pero luego hay otros que paran en una estación. Por ejemplo, "el otro del blog" cogió un bus desde Estrasburgo (Francia) hasta el Aeropuerto de Frankfurt (este trayecto lo hizo con Flixbus)

De todas formas está todo muy bien indicado en el aeropuerto de Frankfurt y no hemos tenido problemas nunca.


Frankfurt Hauptbahnhof

Los billetes de tren para este viaje por Baviera los compramos on-line sobre un mes antes del viaje desde la web de DB. Te mandan unos pdf con los billetes que hay que llevar impresos (seguramente esto ha evolucionado y ahora se puedan llevar en el móvil).

A los trenes se pasa directamente, no había control del billete antes de subir, era una vez dentro que se va pasando un revisor con el tren ya en marcha.

Los billetes comprados:

  • Aeropuerto de Frankfurt - Múnich (directo)
  • Múnich - Núremberg (para pasar una noche y conocer la ciudad)
  • Núremberg - Estación central de Frankfurt
Los billetes eran sin asientos asignados (salía más económico) por lo que al subir te sentabas dónde estaba libre y si llegaba alguien había que cambiarse de sitio, por ejemplo, tocó cambiarse de sitio en el trayecto Múnich-Nuremberg pero sin problema pues había muchos huecos libres.

La Estación Central de Frankfurt (se dice Hauptbahnhof) diría que está comunicada con trenes para todas las ciudades principales de Alemania y también Europeas, es enorme. Llegamos en un tren a última hora de la tarde y estaba un poco vacía pero aún así parecía un lugar seguro.

Desde aquí salen conexiones U-Bahn (metro) y S-Bahn a parte que el edificio de la estación central de Frankfurt es bonito y podría ser un imprescindible en la ruta por el centro de Frankfurt, aunque posiblemente terminarás pasando por aquí.



Qué ver en Frankfurt en un día


Frankfurt, y la verdad gran parte de Alemania, quedó destruida durante la Segunda Guerra Mundial. En este caso, los bombardeos sobre Frankfurt destruyeron prácticamente el 80% de la ciudad por lo que la zona "antigua" que se visita es en general reconstrucciones. El resto de Frankfurt es una ciudad moderna con altos edificios, por ejemplo, la zona financiera de Frankfurt, es mundialmente conocida y quien sabe si después de lo del Brexit termine creciendo más todavía.

Lo primero que visitamos en Frankfurt fue la zona financiera, era fin de semana así que estaba todo bastante desértico, pero aún así esta zona debe ser un imprescindible para todos los que visiten la ciudad. 

El Distrito financiero de Frankfurt es bastante llamativo, lo podríamos comparar con Canary Wharf de Londres. En Frankfurt hay unos 10 rascacielos y en general edificios bastante altos y modernos. 

El objetivo era subir al mirador de una de las torres más altas, bueno más bien el único rascacielo en el que actualmente se puede subir a una terraza, Main Tower.

La Main Tower es un edificio de 56 pisos y 200 metros de altura (no es el más alto). El precio de la entrada no era caro, creo recordar que unos 5 euros persona, la verdad no somos muy amantes de los miradores tan altos pues nos da un poco de vértigo pero el precio no nos pareció demasiado cómo para subir a dar un vistazo. Algo que nos gustó muchísimo fue el ascensor, creo que nunca antes habíamos estado en uno tan rápido, según decía alcanza 18 km/h de subida y bajada, no sabría decir si realmente es así jejeje pero subimos muy rápido ;-)

Las vistas del skyline de Frankfurt desde la Main Tower fueron impresionantes. Había un día muy despejado y a pesar de ser Marzo no hacía demasiado frío (eso sí, recuerdo ir disfrazada de cebolla jaja).

Desde aquí se veían unos cuantos rascacielos más, el más llamativo es el Commerzbank, el motivo es porque se trata de uno de los rascacielos más altos de Europa al contar con 259 metros de altura y otra peculiaridad que tiene este edificio es que es ecológico.

A pesar del vértigo estuvimos mucho tiempo haciendo fotos y fue uno de los mejores momentos del paseo, así que ya sabes, desde mi punto de vista subir a la Main Tower lo considero una actividad imprescindible para hacer en Frankfurt.


vistas de Frankfurt

centro financiero Frankfurt

rascacielos en Frankfurt

Una vez en el suelo puedes dar un paseo por la zona, seguramente entre semana sea más atractivo por ver a la gente de un lado para otro, por el camino vimos la Eurotower es un rascacielos de 148 metros de altura. En el momento de la visita aquí estaba la sede del Banco Central Europeo, aunque creo que todavía sigue manteniendo oficinas aquí, desde hace unos años hay un nuevo edificio para la BCE.

El paseo continua por el centro de Frankfurt.

La siguiente visita fue la Plaza de la Ópera con la Ópera en ella, es bonita, casi el edificio que más me gustó de todo el itinerario, aunque había unas obras justo en frente y claro perdía un poco de encanto. Esta zona estuvo muy afectada durante la Segunda Guerra Mundial así que prácticamente todo son reconstrucciones. 


La ópera de Frankfurt

Desde lejos se puede ver el edificio de la Bolsa de Valores de Frankfurt. El edificio parece un palacio pero lo que termina llamando la atención a los visitantes son las esculturas de un oso y de un toro situados enfrente de la entrada. Simbolizan las subidas y bajadas de los valores.

Toda esta zona es el barrio comercial de Frankfurt, está lleno de tiendas y centros comerciales. Hay de todo, desde tiendas conocidas por todos hasta algunas más locales. Pasamos en unos grandes almacenes (similares al Corte Inglés pero no recuerdo el nombre). 

Otro edificio muy llamativo en esta zona es el MyZeil es otro centro comercial pero su estructura llama mucho la atención, en la fachada tiene cómo una especie de agujero, a mi me recordó a un agujero negro jejeje Es bonito visitarlo precisamente por si arquitectura (aunque luego no compres nada).

Tocaba descansar un poco y nos llevaron al Café Hauptwache situado en la plaza Hauptwache, es una cafetería-restaurante muy famoso del centro de Frankfrut y destaca principalmente su edificio por ser un estilo clásico rodeado de edificios modernos. Según me parece recordar antiguamente aquí hubo una prisión, no tengo claro si es el mismo edificio, pero en parte la historia es esa. No es un sitio especialmente barato pero por su localización y lo bonito que nos pareció merece la pena (se puede tomar desde un café hasta una salchicha jejeje). 


centro de Frankfurt

ruta por Frankfurt

Toca continuar la ruta y dejamos atrás la zona comercial para meternos en lo que quedaría del casco antiguo de Frankfurt.

Uno de los lugares imprescindibles para visitar sería La Catedral de Frankfurt tiene 95 metros de altura y es de los pocos edificios que se mantienen después de la Segunda Guerra Mundial. Es bonita y sobre todo nos gustó su exterior y el color.


catedral de Frankfurt

El casco antiguo de Frankfurt es bastante pequeño (se le conoce con el nombre Altstadt), diría que son cuatro calles las que pueden tener interés turístico, algo así cómo un pequeñito pueblo. Lo bonito son las casas, son muy bonitas con sus vigas de madera exteriores. Hay bastantes restaurantes para probar comida típica alemana. La oficina de turismo se encuentra en la misma plaza del ayuntamiento.

La Plaza Römerberg es el lugar más bonito para ver en Frankfurt y por tanto tiene que ser un lugar imprescindible. La verdad tiene muchísimo encanto y estaba muy bien cuidada. 

En la plaza se encuentran unos cuantos edificios en los que fijar la atención. 

El Ayuntamiento o Römer es uno de esos edificios interesantes y lo consideran cómo uno de los edificios más importantes construido en el siglo XV. En el centro de la plaza se encuentra la Iglesia de San Nicolás y tiene un contraste muy bonito con las casas de maderas de los alrededores. Esta iglesia parece cómo de juguete, yo le pondría el adjetivo de "cuca" jejeje, al menos el exterior.

Por cierto, las casas de madera son reconstrucciones pues durante los bombardeos de Frankfurt quedaron destruidas, pero aún así son preciosas. Se les conoce con el nombre de Oszteile y las originales eran de la misma época que el Ayuntamiento. A mi la verdad que ese tipo de arquitectura clásica de madera me encanta, me parecen de cuento, y foto de algún pueblo que veo de ese estilo, pueblo al que quiero ir y entra en mi lista de viajes jejeje. Alemania está llena de pueblos de este estilo tan bonito.

Por toda esta zona del centro lo que hicimos fue pasear tranquilamente.

casco antiguo de Frankfurt

ayuntamiento de Frankfurt

El paseo continuó por la zona del río Meno

Aquí lo más llamativo es el Eiserner Steg, o bueno para que nos entendamos, un Puente de Hierro. Desde esta vista de la orilla del río me pareció muy bonito el reflejo de una iglesia que está situada justo al otro lado. La iglesia de la que hablo se llama Dreikönigskirche.

Si se cruza el río se llega al barrio de Sachsenhausen por el que dimos otro paseito. Son casas muy bonitas también de estilo antiguo de madera y hay gran cantidad de restaurantes. Lo famoso aquí son las tabernas en las que venden sidra o su nombre alemán de apfelwein. Esta zona es una de las que más de moda está para salir y desde luego transmitía ese ambiente.

Por cierto, al cruzar el puente o incluso desde la otra orilla se tiene una imagen muy bonita de los rascacielos del centro financiero. De noche además están iluminados, o bueno aunque sea las luces de las oficinas jejeje, pero es cierto que queda bonito. La pena es que no tengo foto decente, salieron muy movidas y de malísima calidad (peores que las que he decido publicar jejeje).


puente de hierro Frankfurt

Esta zona del río Meno también se le conoce con el nombre de la Ribera de los museos (sobre todo la zona sur del río). Me atrevería a decir que es una de las ciudades con más museos que hemos visitado. Había museos para todo jejeje. Algunos de los que llevaba apuntados sería:

  • Museo Städel, es un museo de arte
  • Museo de la comunicación
  • Museo de arquitectura
  • Museo de las culturas del mundo
  • Museo arqueológico
  • Museo de Arte Moderno
  • Museo histórico (el edificio es muy bonito)
  • Museo de Historia Natural (este no está por la zona del río)

Seguro que me dejo muchos museos. No visitamos ninguno porque tampoco interesaba mucho en ese momento, además se hizo tarde por temas de horarios, si hubiéramos estado más días quizás habría elegido alguno - quizás el de arte moderno - porque la verdad poco más quedaba por hacer en Frankfurt turísticamente hablando.

Por cierto, algo que no he comentado antes, no será raro encontrar a lo largo del viaje por Frankfurt, o bueno incluso por Alemania, referencias a Goethe. Fue un literario alemán con gran repercusión. En Frankfurt hay una casa-museo de Goethe del año 1733, aquí nació y vivió sus primeros años. No la visitamos (este tipo de visitas no suele entrar en los planes pero lo comento por si a alguien le pueda interesar).

Con esto termino el recorrido de 1 día por Frankfurt, ahora tocaba ir a cenar y nos llevaron a un sitio muy chulo de carnes dónde la curiosidad es que eran productos bio, no recuerdo el sitio pero estaba muy bien. No era un local clásico sino más bien moderno. De todas formas el centro de Frankfurt está lleno de restaurantes de comida típica alemana dónde pedir por ejemplo codillo o el riquísimo schnitzel. Un buen sitio para cenar podría ser por el barrio de Sachsenhausen.

Y por supuesto no te puedes ir de Alemania y de Frankfurt sin probar algún tipo de salchicha. A lo largo del viaje por Baviera ya perdí la cuenta de las que me comí jejeje, ya desde el desayuno en el hotel comenzaba con el ritual jejeje. Me encantan!! eso sí, mis favoritas hasta el momento son las salchichas Nuremberg 😉




Lo bueno que tiene Frankfurt es que por los alrededores, a corta distancia, hay pueblos muy bonitos y se puede hacer una ruta muy interesante en coche sin hacer demasiados kilómetros. 

Si por ejemplo quieres venir a esta zona te recomiendo dedicar 1 día a Frankfurt y el resto te organizas una ruta, por ejemplo puedes incluir paradas en Würzburg, Schwäbisch Hall o Heidelberg y si te quieres ir más lejos puedes llegar hasta Colonia o incluso Núremberg. Dependerá de tu tiempo, pero con 4 o 5 días con pueblecitos cercanos a Frankfurt te montas una buena ruta.




Cómo he comentado a lo largo de la entrada este viaje en realidad fue de unos 9 días, de ellos 2 fueron dedicados a Frankfurt y el resto estuvimos por Múnich y recorriendo pueblos o otras ciudades de Baviera. Si a ti también te apetece conocer esa zona te propongo que le des un vistazo a las siguientes entradas:


Ruta por el centro de Múnich


Los castillos del rey "loco" de Baviera


Qué ver en 1 día en Núremberg



No hay comentarios:
Escribir comentarios